Atención temprana

Atención temprana

 

“Se entiende por Atención Temprana el conjunto de intervenciones, dirigidas a la población infantil de 0-6 años, a la familia y al entorno, que tienen por objetivo dar respuesta lo más pronto posible a las necesidades transitorias o permanentes que presentan los niños con trastornos en su desarrollo o que tienen el riesgo de padecerlos. Estas intervenciones, que deben considerar la globalidad del niño, han de ser planificadas por un equipo de profesionales de orientación interdisciplinar o transdisciplinar.”

Libro Blanco de la Atención Temprana. Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales.

 

En función de las necesidades de cada niño y cada familia se plantea una intervención individual para el niño, o se incluye a la familia en el tratamiento.

Se trabaja desde el juego y la actividad motriz para lograr los siguientes objetivos básicos:

Desarrollo motor grueso 

Adquisición de patrones motores básicos: arrastre, gateo, marcha autónoma.  Desarrollo de la coordinación dinámica general, coordinación ojo-mano, coordinación ojo-pie.  Desarrollo del equilibrio estático y dinámico.  Conocimiento del propio cuerpo. (en ocasiones se requerirá la intervención de un fisioterapeuta especialista en el desarrollo neurológico infantil)

Desarrollo motor fino

Habilidades manipulativas básicas.  Coordinación visomotriz.  Grafomotricidad.

Desarrollo perceptivo-cognitivo

Orientación y percepción espacial, temporal y de cantidad.  Desarrollo del pensamiento lógico.  Atención.  Memoria.

Comunicación y lenguaje

Prerrequisitos: intención comunicativa,  atención conjunta, protodeclarativos y protoimperativos.  Desarrollo del lenguaje expresivo y comprensivo.

Socialización

Pautas de conducta, introducción de límites.  Logro de la autonomía personal.  Desarrollo social.

 

Atendemos

  • Retrasos madurativos.
  • Retrasos y trastornos psicomotores.
  • Síndromes genéticos.
  • Trastornos del habla y retrasos de lenguaje.
  • Trastornos de Espectro Autista.
  • Parálisis Cerebral Infantil.